Megaminería

´No a la Mina´ contra de un funcionario que buscaría habilitar la megaminería en Chubut

Organizaciones en contra de la Megamineria se manifestaron en contra de los dichos de un funcionario directo de la gestión de Mariano Arcioni, en relación a la posible modificación de la Ley 5001.

Mariano Arcioni tomando juramento a Carlos Relly (foto archivo).
COMPARTÍ ESTA NOTA

A través de un comunicado, la Unión de Asambleas Ciudadanas(UAC) de Chubut se declaró en alerta tras las declaraciones del Secretario General de la Gobernación, Carlos Relly, sobre la intención de modificar la Ley 5.001 y habilitar la megaminería. El mismo, dijo que el Ejecutivo provincial avanzará en ese sentido.

Asimismo  confirmaron que se encuentran en estado de “alerta y movilización por riesgos de cambios en la Ley 5.001 y en rechazo a cualquier proyecto megaminero en todo el territorio provincial”.

Por ello, “decimos que la 5.001 no se toca y recordamos ‘No es No’. Responsabilizamos a las megamineras, los lobbistas y los gobiernos nacional y provincial por alterar la paz social en Chubut ¡Chubut no se vende, se defiende!”, señala el comunicado.

Sostienen en la nota que “el  Secretario Relly anunció que el Ejecutivo enviará en cualquier momento un proyecto de Ley, que en los términos expresados, implica derribar la prohibición a la minería a cielo abierto en la provincia". Con argumentos falaces utilizados por el funcionario que "trata de justificar la habilitación de la megaminería diciendo que ‘en Comodoro existen miles de agujeros y hay una contaminación muy grande que está manejada, es un ejemplo de control (…) el Estado controla’”.

Donde, “repite el inverosímil argumento de que la actividad petrolera es un ejemplo de ‘control’ sin reparar en las declaraciones del propio Ministro de Hidrocarburos, Martín Cerdá, que en una reciente entrevista reconoció que sólo había tres inspectores para toda la cuenca, en un territorio más grande que algún país europeo”.

Estas declaraciones del titular del área de Hidrocarburos “desenmascara la falta de controlambiental sobre dicha actividad. De todas formas, en caso que exista el mencionado control, pedimos que comuniquen a la población los resultados de los mismo”.

En este sentido, preguntaron: “¿Hay o hubo en el Arroyo La Mata presencia de metales pesados? ¿Qué pasó con los valores de mercurio en el agua subterránea de la Planta Deshidratadora de Manantiales Behr? ¿Por qué empezaron las obras de un barrio cerrado en una playa pública sin respetar el derecho de consulta libre, previa e informada de los pueblos originarios? ¿Qué pasó con los acantilados que lloran aceite en Km8 y con los pasivos de la zona de petroquímica?”.

A modo de interrogante plantean  desde el movimiento si “¿está determinado el daño en aguas subterráneas en Km5, bajo la antigua planta de gasolina que está en frente de la vecinal del barrio? ¿Qué cantidades de agua consumen las petroleras desde el acueducto? ¿Acaso les cortaron el agua a ellas en el día de hoy tal como a la población comodorense en sus casas?”. Por último añaden que "controlar los daños y remediar los pasivos ambientales que deja la explotación petrolera, requiere más de tres personas con capacidad de hacerlo”, concluyen.